Estoy Obsesionado Con Mi Ex

3 Comentarios

Sólo Puedo Pensar En Ti…

Muchas veces cuando terminamos una relación de pareja, parece que hay un momento después de la ruptura en la que nos obsesionamos con esa persona y no podemos quitarnosla de la cabeza. Su presencia esta en todos lados, en cada rincón de nuestra casa, nos la encontramos por todas partes, la vemos por la calle e incluso hasta escuchamos su voz.

Esto nos hace pensar erróneamente que estamos perdidamente enamorados, que es imposible dejar de querer a esa persona, que el amor por él o ella es demasiado fuerte, tan fuerte que incluso físicamente nos asfixia.

Señores y señoras…Nos equivocamos, eso no es amor, se trata de una parte del proceso de pérdida, una parte en la que nuestro cerebro busca desesperadamente por eso a lo que estaba acostumbrado. Es pura fisiología, es un engaño de nuestro cerebro que nos impulsa a buscar el “equilibrio” nos obliga a mantener las cosas tal y como las conocemos, tal y como estamos acostumbrados.

Si hemos pasado el ultimo periodo de nuestra vida con esta persona, nuestro cerebro se acostumbra y crea un equilibrio en torno a la situación de pareja. Justo en el momento en el que esta situación cambia nuestro organismo lucha y hace todo lo posible para reequilibrarse y volver a la situación habitual. Será entonces cuando empiece la angustia, la obsesión y el impulso desaforado de búsqueda.

Consejos Prácticos

Este es un periodo vulnerable en el que no nos podemos fiar de nuestra mente, en el que tenemos que luchar contra este mecanismo y reestrablecer nuestro equilibrio de otra manera. Debemos adaptarnos de nuevo al cambio, esto no ocurre automáticamente, así que tendremos que poner un poco de nuestra parte y no dejarnos llevar por nuestros impulsos.

Debemos reconocernos a nosotros mismos como indivisos, ya no pertenecemos a una pareja, ahora estas tu, y solamente tu. Esto es algo de lo que debes estar orgulloso, y disfrutar de las pequeñas ventajas que esto supone, de esta manera tu cuerpo y tu mente comenzarán de nuevo a adaptarse y a sentirse cómodos con la situación.

Un consejo práctico sería empezar de cero y cambiar todo aquello que tu cerebro pueda relacionar con esa persona, haz limpieza, devulevele sus cosas, y no te olvides de nada. Para evitar el contacto, simplemente enviaselas por correo, sin cartas sin notas..absolutamente nada… solamente sus cosas, no lo tomes como una excusa para hacerte más daño, no merece la pena.

Haz un listado de cosas que puedes hacer cuando te surja la urgencia de buscarlo, y recurre a ello de inmediato. Usa el teléfono ten una agenda especifica para momentos de desesperación, llama a tus amigos o familiares desahogate…verás como después de un rato la urgencia, la ansiedad y la desesperación habrán desaparecido.

Y recuerda,no eres tu, no es amor…es simplemente un truco de magia, no todo es lo que parece…

 

Si te gustó este articulo, los 10 pasos para superar un ruptura ¡te encantarán! Suscríbete para conseguirlos ;-)

by Nathalia

Hola, soy Nathalia y yo puedo ayudarte a superar con éxito tu ruptura amorosa.

2 Comentarios… add one

  • lo quierooooo

    Responder
  • En serio que tus palabras me han ayudado bastante. Me imagino que recibirás muchos halagos y por ello ya debes estar acostumbrada, pero de todo corazón te doy gracias, muchos de tus vídeos y escritos me han ayudado a salir de, como bien dijiste lo que creía era amor, y no era más que una obsesión, vicio o enfermedad, necesidad de la otra persona pero como por adicción, porque ahora si te puedo decir que hasta la sueño, como sueño que bebo alcohol (otra adicción de la que soy libre) y no me dan ganas de dejar de vivir como hace un año. Me costó trabajo por no hacer caso. Hace poco tubería una recaída y esculque su muro en Facebook y me fui abajo. Me alcoholice y lloré, le escribí mails con insultos, y hasta publiqué en una página porno un video que hicimos y se lo envié a su actual pareja, bendito Dios siguen juntos. No pasó nada, pero y si hubiese pasado? Ahora con lo feliz que me siento nada que la recibo de nuevo. Ahora recuerdo o todo lo que pasé pienso en ella y me doy cuenta de lo absurdo que fue perder un año de mi vida llorando por ella (y digo un año porque el 5 de diciembre de este año cumplimos un año de nuestra última reconciliación.

    En fin. Sería un cuento de nunca acabar. GRACIAS. BESOS.

    Ah! Si me vuelvo a enamorar, será de una chica tan linda como tú. Así valdrá la pena el año de duelo.

    Responder

Deja Tu Comentario

Artículo Siguiente:

Artículo Anterior: